Hoy, 27 de septiembre, se celebra el Día Mundial del Turismo 2016, bajo el lema ‘Turismo Accesible, Promover la Accesibilidad Universal’, te proponemos una Vendimia Nocturna en nuestros viñedos.

Se trata de una excelente escapada enológica diseñada para poder llevarse a cabo junto con niños pequeños, ancianos y personas con otras necesidades, atendiendo especialmente a que sea accesible para todos. Si te gusta la idea, puedes ir reservándolo con tiempo porque ¡las plazas son extralimitadas!.

Lo más importante es que se trata de una actividad social que da cita a un elevado número de invitados y amantes del vino. Cada año cuenta con más interesados, pues te permite conocer el proceso productivo de los vinos de primera mano además del “arte en el corte con tijerillas”. Una cita que organizamos y celebramos bajo el influjo de la noche, intentando evitar la oxidación de la uva. Una recolección en la oscuridad y en optimas condiciones.

Posteriormente a la vendimia, realizamos un prensado manual de las uvas que has recogido previamente con tus propias manos. Así, puedes degustar el mosto (tu mosto) en el momento.

Posteriormente, realizamos un recorrido por el interior de las bodegas para que puedas ver con todo detalle el ciclo de la elaboración del vino, desde la fermentación, pasando por la crianza, embotellado y reposo de las botellas hasta que alcanzan su punto óptimo para ser etiquetadas.

Como ya se ha hecho tarde, que mejor opción que realizar una comida en la propia bodega. En este caso elaboramos una excelente parrillada, en la que los asistentes colaboran en su realización, a la par que degustan nuestro Blanc (blanco joven). Una vez  la carne en su punto, no hay que darle tiempo a enfriarse, pasamos a la sala de visitas, para hacer honores a la parrillada, acompañada de aguas de Benassal o de nuestro Syrah (tinto joven) o Temps (tinto crianza), dependiendo del gusto de cada uno.

 

[flickr_set id=”72157673255557571″]